DAN Medical Frequently Asked Questions

Back to Medical FAQ List
Bookmark and Share

Pulgas de mar

Explorando la realidadHace cosa de una semana, mis amigos y yo realizamos alrededor de tres o cuatro inmersiones por día durante cinco días Las profundidades oscilaban entre los 12 y 23 metros/ 40 y 75 pies y eran principalmente por el fondo. Sólo realizábamos intervalos cortos en la superficie, en algunos casos de menos de una hora de duración, por lo tanto no nos quitábamos nuestros trajes húmedos. Todos desarrollamos un sarpullido en nuestros abdómenes, piernas y en especial alrededor de los tobillos. Estas áreas eran blandas al tacto, y algunas presentaban una dureza y habían desarrollado una pequeña espinilla o grano que supuraba. ¿Podría ser esto el resultado de la irritación provocada por el agua salada al no quitarnos nuestros trajes, o podría ser algo que levantamos de los juncos?

Aunque algunos trajes húmedos están forrados para una mayor comodidad, la piel puede irritarse cuando el buzo no se quita su traje e ingresa y sale del agua repetidas veces. Esto puede hacer que la piel se enrojezca y se torne blanda al tacto, y se asemeje a la quemadura o raspadura de una alfombra o tapete. Asimismo, puede causar una infección de los folículos pilosos.

Su descripción en realidad parece indicar que en este caso podría tratarse de la picadura de pulgas de mar o larvas de aguas vivas o aguas malas. Las áreas del cuerpo que típicamente se ven afectadas por lo general se encuentran cubiertas por el traje de baño o, en su caso, un traje húmedo. Cuando nadaba a través de los juncos pudo haber levantado larvas, las que quedaron atrapadas debajo de su traje. Luego se liberan y se adhieren a las capas superficiales de la piel, donde causan los síntomas que usted mencionó, al igual que comezón.

La condición normalmente dura una semana o más, o hasta que el cuerpo pueda deshacerse de ellas. Lo mejor después de cada inmersión es enjuagar muy bien las áreas donde se sabe se tiene un problema por pulgas de mar. Lo mejor que puede hacer es evitar las áreas en las que se haya informado la existencia de una plaga de pulgas hasta que dichas áreas estén libres de pulgas. Aparentemente, el problema surge cuando el buzo se deja puesto el traje húmedo durante períodos prolongados.

No existe una protección total contra las pulgas de mar, pero se puede evitar la exposición para así disminuir en gran medida la posibilidad de que se produzca el contacto.