DAN Medical Frequently Asked Questions

Back to Medical FAQ List
Bookmark and Share

Degeneración Macular

La degeneración macular relacionada con la edad (DME) es la causa principal de ceguera en los Estados Unidos de América en individuos mayores de 55 años de edad. En un ojo sano, la luz penetra en el ojo a través de la pupila y luego la lente la dirige hacia la retina, que recubre la parte posterior del ojo. Aquí se definen el color y las imágenes, informándole a nuestro cerebro lo que ven nuestros ojos. La mácula (conocida como mácula lútea o punto amarillo) es una pequeña área justo en el centro de la retina y es la responsable de definir el color y los detalles en una imagen. La causa subyacente de la degeneración macular aún no se comprende completamente, si bien al parecer una cantidad de factores contribuyen a que ocurra.

La degeneración macular relacionada con la edad (DME) es la causa principal de ceguera en los Estados Unidos de América en individuos mayores de 55 años de edad. En un ojo sano, la luz penetra en el ojo a través de la pupila y luego la lente la dirige hacia la retina, que recubre la parte posterior del ojo. Aquí se definen el color y las imágenes, informándole a nuestro cerebro lo que ven nuestros ojos. La mácula (conocida como mácula lútea o punto amarillo) es una pequeña área justo en el centro de la retina y es la responsable de definir el color y los detalles en una imagen. La causa subyacente de la degeneración macular aún no se comprende completamente, si bien al parecer una cantidad de factores contribuyen a que ocurra.

A medida que el área macular se deteriora, la visión central empeora. La DME se manifiesta principalmente en dos formas: “húmeda” y “seca”. La DME seca, la forma más común de la enfermedad, tiene como resultado el adelgazamiento y la atrofia gradual de la retina. La DME húmeda se desarrolla como resultado de una pérdida proveniente de nuevos vasos sanguíneos anormales que se produce debajo de la retina en el área macular. Esta pérdida a la larga lleva a la cicatrización de la retina macular con pérdida de la visión central, si bien la visión periférica normalmente se conserva.

La fotocoagulación con láser* es un procedimiento quirúrgico que puede utilizarse para tratar los vasos sanguíneos anormales en algunos casos de DME “húmeda”. Pruebas recientes sugieren que se puede lograr que la evolución de la DME temprana en algunos individuos que se encuentran en riesgo de sufrir la pérdida de la visión sea más lenta a través del uso de suplementos dietéticos antioxidantes.

Si bien los temas relacionados con la aptitud física para la práctica del buceo no se han estudiado en profundidad, no existen restricciones obvias para los individuos que bucean con una DME, siempre que su agudeza visual sea adecuada para bucear de forma segura. No se tienen pruebas de que exista un riesgo mayor de sufrir un barotrauma o una EDC a causa de la degeneración macular. (El riesgo de que se produzca una pérdida en los vasos sanguíneos retinianos anormales a causa de la presión es un tema complejo que no se tratará en este artículo).

Debe obtener la aprobación de su médico para realizar actividad física antes de bucear. Si el buzo ha recibido tratamiento de fotocoagulación con láser para la DME, debe esperar dos semanas y ser dado de alta por un oftalmólogo antes de volver a bucear. Los buzos motivados encontrarán la manera de bucear, pero sin poner en riesgo su vista. Cuando envejecemos, siempre que nos sometemos a un examen físico regular debemos incluir un examen oftalmológico estándar para prevenir o detectar una enfermedad.

*La dirección de un rayo de luz intenso hacia un área del ojo que produce una coagulación localizada a través de la absorción de la energía de la luz y la consiguiente transformación en calor. Asimismo, se utiliza para tratar el desprendimiento de retina y otros trastornos oculares.